La enfermedad que aqueja a los Unicornios por Cthulhu

La segunda mención honorífica del segundo round del Torneo de Guión Cinematográfico fue para, uno de los 37 contrincantes, quien además de estar protegido por la deidad que lleva su nombre, se lució con un uppercut rematando con un hook, mejor conocido como golpe de puñalada.

Aquí les dejamos una muestra de su trabajo:

Reto 2 de 14: Inventa una enfermedad que pone a los unicornios en peligro de extinción. 

Año 500 a. de C.

Durante miles de años los cuernos de unicornio han sido conocidos por sus beneficios curativos y la longevidad que otorgan a quien los consuma en polvo. Sin embargo, cada vez son más escasos, si bien alguna vez los unicornios fueron tan abundantes como los caballos, ahora se han vuelto toda una rareza y quien posea o encuentre uno, tiene la riqueza asegurada.

Pero, ¿qué ha sucedido a los unicornios? Ayatola, un anciano y antiguo mercader de Medio Oriente, afirma haber visto de primera mano que es lo que ha causado la desaparición gradual de estos bellos animales.

El brote comenzó en Creta, ahí Ayatola recorría toda la península buscando vender polvos con distintas propiedades, y fue cerca del poblado de Sfendili, donde presenció la pelea entre un minotauro y un unicornio que intentaba defender a la manada de la que era el macho dominante.

La batalla fue feroz, y de esta resultó vencedor el unicornio. Lo que aconteció después dejó aún más impactado al mercader. La manada devoró el cadáver del minotauro. La carne de esta criatura puede matar a un humano y es una carne que durante siglos se utilizó para asesinar de manera silenciosa, es obvio que los unicornios no sabían esto.

El resultado fue atroz, si bien los unicornios no murieron de inmediato, la mayoría terminó pereciendo. Primero desarrollaban un comportamiento enloquecido, se atacaban entre ellos, algunos incluso se suicidaban lanzándose al mar; luego ámpulas brotaban de sus cuerpos y explotaban causándoles terribles dolores; a los pocos días perecían. De este terrible acontecimiento, sólo “Caldos”, un unicornio plateado sobrevivió, este nunca desarrollo la enfermedad.

Caldos se unió a otra manada, la mayor sorpresa llegó cuando las hembras que tenían contacto con él, desarrollaban el mismo comportamiento que su manada anterior, y así fue como en pocos meses los unicornios de toda la península de Creta desaparecieron, y en pocos años los de todo el continente.

Sólo unos pocos han demostrado inmunidad, y esos pocos han ido cayendo a manos de la raza humana, que los caza por sus codiciados cuernos.

Por Cthulhu.

 28 años, México. Un monstruo.

Síguenos en: